Preguntas Frecuentes

Que es la Lipoabdominoplastia?

Es el procedimiento más efectivo que se realizan hombres y mujeres para conseguir un abdomen plano con una cintura definida. Consiste en eliminar el exceso de piel y grasa de la zona del abdomen y definir la cintura y la pared abdominal apretando los músculos abdominales. Está indicada para las personas que tienen piel abdominal en exceso, con flacidez y/o estrías. También que tengan cicatrices antiestéticas en la zona baja de abdomen y piel en exceso. Estas condiciones algunas veces son heredadas, pero también aparecen después del embarazo o cuando se da una pérdida importante de peso.

Está indicada la Lipoabdominoplastia en pacientes obesos?

En los pacientes obesos se recomienda, siempre que sea posible, el adelgazamiento previo mediante un control por el endocrinólogo. En el caso de pacientes que no consiguen adelgazar y presentan un abdomen de grandes dimensiones puede estar indicada la cirugia, siendo aconsejable la preparación de la pared abdominal unos días antes de la intervención mediante la realización de ejercicios respiratorios.

Qué pasa si tengo “barriga” pero no estoy obeso(a)?

Los abdómenes protuberantes y redondos son un problema común, particularmente entre mujeres delgadas y atléticas que han tenido un bebé. En estos casos se recomienda una abdominoplastia parcial, que se trata de un procedimiento mucho más simple que la abdominoplastia tradicional, en el que sólo se requiere hacer una incisión pequeña, retensar la musculatura abdominal y permite una recuperación más rápida.

Qué pasa si la piel de mi abdomen es lisa y tiene buena tonificación pero hay exceso de grasa?

En tales casos tal vez sea más conveniente una liposucción. Aunque algunas liposucciones se realizan durante la abdominoplastia, ésta puede o no resolver del todo su problema. Sólo una consulta y un examen pueden contestar esta pregunta

He perdido gran cantidad de peso ¿puede tratarse la piel floja que quedó en mi abdomen?

A la mayoría de personas que que han sufrido obesidad y luego perdieron peso, les queda a menudo un residuo de piel y grasa en el abdomen. Afortunadamente, esta condición se puede corregir con un abdominoplastia, que es un procedimiento que quita no solamente la piel de sobra del abdomen, sino también la de los flancos, a los lados de la cintura y el exceso de piel en la parte baja de la espalda.

Existen distintas técnicas de lipoabdominoplastia?

Sí, hay distintas técnicas. La más común, es una línea horizontal que pasa por encima del vello pubiano, y se extiende de una cadera a otra. Esta forma ha sido muy utilizada con el uso del bikini, pero actualmente utilizamos una con forma de W, que se adapta mejor a la moda actual de ropa interior y bañadores, y deja una mejor cicatriz.

Cuando el exceso de tejidos es grande, la extirpación de la piel de la parte baja del abdomen es total, realizándose en este caso un reimplante del ombligo. Es decir, que se deja el ombligo en su misma ubicación, para lo cual es necesario hacer una incisión alrededor del mismo.

En los casos en que el defecto no es muy marcado, puede realizarse una técnica de menor magnitud, llamada miniabdominoplastia, con menor resección de piel y combinada generalmente con la liposucción. La aplicación de una u otra, depende de las características de cada caso en particular.

 Cuánto tiempo de ingreso en la clínica necesitará?

Un  día de ingreso.

Cuánto dura la operación?

Aproximadamente entre 2 y 3 horas. Conviene recordar que entre la salida hacia el quirófano y el regreso, pasa mucho más tiempo, que no debe tenerse en cuenta como duración de la operación propiamente dicha.

Es mejor realizar un tratamiento previo para bajar de peso?

Sí, en los casos en que existe una obesidad o sobrepeso, es muy recomendable que realice los tratamientos adecuados para bajar de peso, antes de someterse a esta cirugía, así los resultados serán más satisfactorios.

Puedo quedarme embarazada, después de esta cirugía?

Es aconsejable que si se piensa tener nuevos embarazos, lo haga antes de la cirugía. De todas formas, una vez operada, puede tener más hijos aunque se puede ver afectado el resultado de la intervención.

Es doloroso el postoperatorio?

Durante los primeros días, el abdomen esta inflamado y tendrá algunas molestias que se controlan con la medicación y el reposo. En general no es doloroso, salvo que se asocie esta cirugía a otras intervenciones como las ginecológicas, donde aumentan las molestias. Tendrá también una limitación de la movilidad, que se prolongara en el tiempo, de acuerdo a la magnitud del refuerzo muscular y a cada paciente en particular.

Necesito volver a la consulta en el postoperatorio?

Si, deben realizarse controles postoperatorios hasta que le demos el alta.

Debo utilizar alguna prenda especial en el postoperatorio?

Sí, es necesaria la utilización de una faja en el postoperatorio, que le ayudara a una mejor evolución. Le indicaremos cual precisará en la cita preoperatoria.

¿Cuándo me puedo duchar, tras de la operación?

Normalmente el aseo completo se realiza después de la primer semana, hasta entonces podrá lavarse teniendo en cuenta los cuidados especiales que le indicaremos.

 Duele la lipoabdominoplastia?

La abdominoplastia se realiza mientras el paciente está bajo anestesia general, por lo tanto, no hay ningún malestar durante la cirugía. Después del procedimiento, la mayoría de los pacientes toman medicamentos para el dolor durante cinco o siete días. Una de nuestras metas fundamentales durante la Cirugia es mantenerle cómodo y hacer todo lo posible por reducir el dolor al mínimo. En España, la abdominoplastia es muy común y no se considera una operación particularmente dolorosa.

Cuánto tiempo lleva la recuperación de una lipoabdominoplastia?

La mayoría de los pacientes pasan un día en el hospital tras la cirugía. Aunque la actividad vigorosa se limita durante cuatro o seis semanas, se puede volver al trabajo entre los siete y diez días.

Cuánto tiempo lleva la recuperación de una lipoabdominoplastia?

La mayoría de los pacientes pasan un día en el hospital tras la cirugía. Aunque la actividad vigorosa se limita durante cuatro o seis semanas, se puede volver al trabajo entre los siete y diez días.

La Magia que Transforma

Escribanos y Separe su Cita